• Diario Digital | Sábado, 24 de Febrero de 2018
  • Actualizado 03:35

"Un día. Una comida" del Dr. Yoshinori Nagumo

El método japonés para estar más saludable, prevenir enfermedades y rejuvenecer

En el revolucionario libro "Un día. Una comida", el doctor Yoshinori Nagumo explica cómo reducir el número de calorías que consumimos puede ayudarnos a sentirnos mejor, estar saludables, prevenir las enfermedades más comunes y rejuvenecer.

"Un día. Una comida" del Dr. Yoshinori Nagumo

Activar el poder reparador de nuestros genes es posible si modificamos nuestra dieta. El doctor Nagumo nos propone realizar una única comida importante al día, sin eliminar ningún tipo de alimento. Gracias a esta reducción nutricional, aquellas partes dañadas de nuestro cuerpo recibirán los efectos reparadores de nuestros genes y mejoraremos notablemente nuestra salud. Y al mismo tiempo, reduciremos nuestro peso de forma saludable, nuestra piel lucirá más joven y nuestra salud lo agradecerá.

¿Cómo funciona el método Un día. Una comida?

En primer lugar, hay que dejar de comer hasta estar saciados. Una ingesta excesiva de comida y una dieta desequilibrada es una de las causas de las cuatro grandes enfermedades de occidente: el cáncer, las cardiopatías, la embolia cerebral y la diabetes.

Para tener buen aspecto a cualquier edad y estar sano, es necesario mantener una vida activa, seguir una dieta de calidad y descansar correctamente.

El doctor Nagumo propone un método en dos fases:

1. Una sopa y otro plato

Antiguamente, existía en Japón una costumbre que consideraba saludable una comida frugal. El doctor Nagumo ha adaptado esta tradición: si comemos lo mismo que comemos habitualmente, pero reducimos el tamaño de los recipientes, conseguiremos reducir las calorías de una manera efectiva y sin tener que cambiar de menú. En esta fase, seleccionaremos recipientes pequeños y prepararemos dos de ellos: un cuenco para caldo y un plato para guarnición. Mientras la comida no se salga o se desborde, podremos llenarlos tanto como queramos. Eso sí: no vale repetir.

2. Un día. Una comida

Una vez superada la primera fase, el doctor Nagumo propone comer solamente una comida completa al día y disfrutar del poder curativo de nuestro cuerpo. En esta comida, podremos comer todo lo que queramos y en la cantidad que deseemos. La cantidad ideal de comida que debemos tomar es, aproximadamente, un setenta por cierto de la capacidad de nuestro estómago. Además de esta comida principal, podremos tomar todo tipo de líquidos cuando queramos y, ocasionalmente, podremos picar frutos secos, fruta, galletas sin azúcar e incluso huevos. Pero siempre deberemos evitar los dulces y el azúcar, causantes directos de la grasa visceral.

Comer tres veces al día parece lo más normal del mundo.

Sin embargo, si revisamos la historia de nuestros antepasados, que el hombre haga tres comidas al día es una costumbre que no tiene más de 100 años. Comer a horas determinadas también es una tradición relativamente “reciente”: el hombre comenzó a cultivar la tierra sobre el año 2.000 antes de Cristo, lo que significa que durante los 176.000 años anteriores éramos cazadores.

El doctor Yoshinori Nagumo es cirujano y director de la Clínica Nagumo en Tokio. En 2012 fue nombrado Presidente de honor de la Sociedad Internacional de Antiaging. Es también profesor asociado en la Universidad Médica Jikei en Tokio y en la Universidad de Kinki en Osaka. Habitualmente da conferencias y seminarios sobre cáncer de mama y cirugía plástica reconstructiva.

Puedes comprar el libro en: