• Diario Digital | Miércoles, 13 de Diciembre de 2017
  • Actualizado 00:24

SE DA A CONOCER LA FACETA MÁS HUMORÍSTICA DEL ESCRITOR ESTADOUNIDENSE CON LA PUBLICACIÓN DE 'VIEJA NAVIDAD' Y 'EN CASA DE LOS BRACEBRIDGE'

Washington Irving inédito: el fabuloso creador de sonrisas

Al escritor Washington Irving (1783-1859) la fama le llegó sobre todo por Cuentos de la Alhambra (1832) y algunas narraciones de tintes góticos como "La leyenda de Sleepy Hollow" y "Rip van Winkle". Pero el autor estadounidense sobresalió también en el relato de costumbres, donde desplegó un fino sentido de la observación y un humor a raudales.

Washington Irving inédito: el fabuloso creador de sonrisas

Esa faceta más desconocida de Irving es posible rastrearla en los libros Vieja Navidad y En casa de los Bracebridgesignificativamente subtitulada Los humoristas. Ambos títulos, publicados por primera vez en castellano por El Paseo Editorial, sacan a la luz la faceta humorística del escritor, quien se asoma en ellas con incredulidad y curiosidad a las firmes costumbres inglesas.

En el primero de ellos, el autor recoge
 su estancia durante las fechas navideñas en una casa de campo en el condado de Yorkshire, concretamente el lugar de residencia de la familia Bracebridge. Con ellos, Irving revivirá las tradiciones navideñas hasta el punto de que su relato contribuyó a la construcción del moderno espíritu nostálgico que envuelve actualmente la fiesta. 

En Vieja Navidad,Irving recuperó villancicos, canciones y poemas populares, sin origen o fecha conocidos, y se atrevió incluso a invocar ritos semipaganos, interesado sobre todo en recrear unas fiestas alegres, marcadas por sus tradiciones más efusivas y grupales. El relato logró tal éxito que inspiró a Charles Dickens su famosísimo Cuento de Navidad. 

Por su parte, En casa de los Bracebridge (Los humoristas) arranca con el retorno del escritor a este mismo espacio ya en primavera con motivo de un inminente enlace matrimonial. Con este punto de partida, Irving se asomará al imaginario doméstico de la Inglaterra rural de la primera mitad del siglo XIX, todo ello recreado a través de un fino y elegante sentido del humor. 

Con la misma ternura desplegada en Vieja Navidad, Washington Irving ofrece estupendas descripciones de las escenas cotidianas de la Inglaterra rural o de sus más destacados personajes, como el inolvidable Maese Simón, el maestro de escuela, y Jack 'Bolsa presta' Tibbets, acaudalado terrateniente, serio y austero, al que es frecuente verlo en la taberna del pueblo.

Tanto Vieja Navidad como En casa de los Bracebridge (Los humoristas) van acompañados de un número importante de ilustraciones de Randolph Caldecott, uno de los dibujantes preferidos de los niños ingleses en tiempos victorianos. Ambos títulos -traducidos por Óscar Mariscal- están incluidos dentro de la colección El Paseo Central, la más literaria de la editorial.  

La apuesta de El Paseo por estos libros viene a completar la imagen literaria del narrador, ensayista, biógrafo, historiador y diplomático Washington Irving, uno de los primeros escritores norteamericanos que cosechó éxito en Europa, en buena parte por la buena acogida de sus cuentos. Hoy es, sin duda, uno de los grandes clásicos de las letras inglesas. 

Puedes comprar los libros en: