Edición testing
21 de octubre de 2019, 9:51:51
LITERATURA


Max Frisch protagoniza el nuevo número de la revista "Turia"

Homenaje al escritor suizo, con motivo del 25 aniversario de su fallecimiento


El gran escritor suizo Max Frisch será el principal protagonista del nuevo número de la revista cultural TURIA. Un homenaje colectivo que le rinden once escritores y estudiosos con ocasión de celebrarse este año el 25 aniversario de su fallecimiento. TURIA pretende redescubrir a los lectores en español el interés y la vigencia de la literatura comprometida de Frisch. Más aún en unos tiempos como los actuales, tan convulsos como faltos de ética y solidaridad en muchos ámbitos.


El nuevo número de TURIA será presentado en Madrid, en la sede del Goethe Institut, el próximo día 30 de junio. La tarea corresponderá a Soledad Puértolas, escritora y académica de la RAE.

Una aproximación plural, rigurosa y atractiva a Max Frisch es la propuesta que realiza la revista cultural TURIA a sus lectores. Un sumario de casi 500 páginas que tiene como principal protagonista a uno de los más destacados autores europeos del siglo XX. Un notabilísimo escritor que merece nuevas aproximaciones y análisis de su obra, así como una mayor difusión entre el público lector de habla hispana. Una tarea de fomento de la lectura de Frisch en español a la que TURIA puede y quiere contribuir.

No en vano, y como escribe Isabel Hernández en el artículo introductorio del monográfico que publica TURIA, “la literatura suiza tiene en Max Frisch a uno de los escritores más apasionantes del siglo XX. Que se pueda aplicar a Frisch este calificativo se debe no solo a su genialidad como creador de los más variados personajes literarios y a su faceta de novelista y dramaturgo, sino también al alto grado de compromiso social que manifestó a lo largo de toda su vida, tanto a través de sus composiciones literarias como de sus apariciones en público”.

UNA LITERATURA QUE SIRVE PARA HACERSE PREGUNTAS

Con el monográfico dedicado a Max Frisch en el 25 aniversario de su muerte, la revista TURIA pretende difundir la obra de un escritor que merece una atención permanente y cuyos libros requieren de un proceso de valoración por parte del público lector de nuestros días, sea especializado o no. Para ello TURIA ha elaborado un amplio monográfico, con una destacada participación de autores suizos, en el que se analizan y ponen de relieve la calidad literaria y el interés temático de sus novelas, sus obras dramáticas y sus diarios.

Todo ello con el objetivo de que el lector en español vuelva a descubrir, a través de textos inéditos, a ese escritor fascinante y más allá de las modas que fue Max Frisch. Porque, como escribe Fernando J. Palacios en TURIA, “si para algo sirve la literatura, es para hacerse preguntas, para hacerse cada vez mejores preguntas”. De ahí que leer a Frisch sea “someterse a uno de los interrogatorios más apasionantes, inteligentes y comprometidos con uno mismo”.

El monográfico de TURIA sobre Max Frisch lo integran destacados autores, tanto estudiosos de su obra como escritores y personas vinculadas a Frisch. Ha sido coordinado por Isabel Hernández, doctora en Filología Alemana por la Universidad Complutense de Madrid y reconocida experta en Frisch. También participan con artículos inéditos: Beatrice von Matt, Rolf Niederhauser, Peter Bichsel, Fernando J. Palacios, Marianne Frisch-Oellers, Álvaro de Cuenca García-Alegre, Lorena Silos Ribas, Carlos Fortea, Margit Unser y Ofelia Martí Peña. Además, por primera vez en español se dan a conocer una selección fragmentos de los diarios de Frisch y un texto proveniente de su archivo personal: “El cerebro”.

Max Frisch (1911-1991) ha sido uno de los autores más respetados y leídos internacionalmente de la literatura suiza. Destaca como prosista, dramaturgo y diarista. Fue uno de los primeros autores que profundizó en el problema de la identidad del hombre moderno, reflexionó sobre la necesidad humana de proveerse de una identidad personal y social, de buscar el verdadero ser entre la multitud de máscaras disponibles ante sí mismo y ante los demás. Cuestionar la identidad como un principio inamovible y explorar la posibilidad de reinventarse a uno mismo es una cuestión clave en la obra de Frisch y la abordó una y otra vez desde sus inicios como periodista hasta sus últimos escritos.

ACTUAL, INCENDIARIO Y LIBRE

Sin duda, el tema central de su obra lo constituyen los conflictos del individuo para desarrollar su propio yo en contra de los prejuicios e ideas preconcebidas de la sociedad. Sus novelas “Homo Faber”, “Digamos que me llamo Gantenbein”, “El hombre que aparece en el holoceno” o “No soy Stiller” son títulos que lo consagraron no sólo como uno de los máximos representantes de la literatura en alemán posterior a la Segunda Guerra Mundial sino como un autor reconocido a nivel global cuya influencia pervive sobre sucesivas generaciones de escritores.

Por otra parte, sus diarios “Tagebuch, 1946-1949” y “Tagebuch, 1969-1972” constituyen textos de gran valor literario. En ellos amplió con éxito las posibilidades del género, utilizándolo como herramienta para la expresión de hechos tanto públicos como privados, así como vehículo para explorar las posibilidades de la ficción o narrar episodios autobiográficos.

Respecto a sus obras dramáticas, son herederas del teatro épico de Bertolt Brecht aunque sin exceso de carga doctrinal. Las más conocidas son La muralla china, donde se analiza el peligro latente de la dictadura, Andorra, una parábola trágica sobre las consecuencias del antisemitismo y la farsa Biedermann y los incendiarios.

Álvaro de Cuenca subraya en TURIA que “se trata de obras de estricta actualidad, aplicables a un sinfín de realidades. Uno puede estar pensando tanto en la reacción de los pueblos vecinos a la Alemania nazi como en la RDA de la Stasi, pero también en la Europa de 2016, un continente que se va apagando poco a poco, apoltronado en una pseudoeconomía del bienestar, mientras los Brandstifter se posicionan y se preparan para incendiarlo todo. Europa es hoy un conjunto de pueblos narcotizados, mansos y enjaulados que asisten en directo a su decadencia. Pensemos en la estricta actualidad política sin entrar en detalles: los refugiados sirios, el yihadismo, la guerra en Ucrania, la anexión rusa de Crimea, el creciente nacionalismo en Francia y Alemania…

Frisch sigue vivo y coleando en la Europa del siglo XXI. Andorra y Biedermann y los incendiarios son obras universales, pero sobre todo europeas. Frisch, con una pasmosa claridad de ideas, nos saca los colores a los europeos por no encarar con determinación el futuro, mirar hacia otro lado y subestimar al enemigo”.

TURIA es una revista de periodicidad cuatrimestral que tiene una edición en papel y otra digital (web y Facebook). Está publicada por el Instituto de Estudios Turolenses de la Diputación de Teruel, el Ayuntamiento de Teruel y el Gobierno de Aragón. Este número dedicado a Max Frisch ha sido posible gracias al apoyo de Pro Helvetia. También ha contado con la colaboración del Instituto Universitario de Lenguas Modernas y Traductores de la Universidad Complutense. En su presentación colabora el Goethe Institut.

Puedes comprar la revista en:

Todoliteratura.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.todoliteratura.es