Edición testing
31 de marzo de 2020, 16:33:02
CRÍTICAS


“Una buena chica” de Mary Kubica

Por Javier Velasco Oliaga

La joven escritora estadounidense Mary Kubica ha conseguido un éxito fulgurante con su primera novela “Una buena chica” que ahora publica en España la editorial Harper Collins Ibérica. El debut no ha podido ser más prometedor ya que ha escrito una novela vibrante que tiene la facultad de desequilibrar, al mismo tiempo que emocionar, al lector.


La protagonista de la novela, Mia Dennett, quedó para tomar una copa una noche con un amigo al que solía ver de vez en cuando. Ese día no apareció por el bar y en la espera infructuosa conoce a otra persona llamada Colin Thatcher. En lo que en un principio parecía un ligue inofensivo, después de marcharse con él voluntariamente, se convertiría en el peor error que comete en su vida. Ya que este ligue, la secuestra y la lleva a una cabaña solitaria de las montañas de Minnesota para entregarla a las personas que le habían encargado el secuestro.

Gracias al secuestro nos enteraremos del pasado de Mia y de sus relaciones con sus padres, ya que siempre la habían considerado una oveja descarriada de la familia. Su padre, juez, guarda tras de sí un oscuro pasado que será mejor no desvelar, pero lo que aparentemente parece que es una familia perfecta, nos daremos cuenta que nada es lo que parece.

Una buena chica” es un thriller psicológico cargado de tensión, donde el amor aparece de manera natural o ¿es, quizá, el síndrome de Estocolmo lo que aparece? La novela nos va dando las claves paulatinamente desde el punto de vista de sus tres narradores. Escrito en primera persona por estos narradores que son: Eve, la madre de Mía; Colin, el secuestrador y Gave Hoffman, el detective de policía que se hace cargo de la investigación para encontrar a Mia. En una única ocasión sabremos de la propia Mía sus pensamientos.

Estos tres narradores se van alternando en la narración de la novela. Lo que Mary Kubica nos propone es un juego literario donde los narradores nos cuenta lo que sucede tanto antes de la resolución del secuestro como después. La autora juega a su conveniencia con la trama, siempre manteniendo una tensión que irá creciendo a lo largo de todas las páginas del libro.

Todo gira en torno a una fecha muy familiar. Los narradores se reparten bien los papeles. Mientras Eve nos va contando cómo era su hija de joven, lo va haciendo con recurrentes flash-back, o sus inquietude después de la resolución del secuestro. El detective Gave nos relata todo lo referente a la investigación del secuestro. El personaje se acerca bastante a los protagonistas que conocemos de las novelas negras. Su investigación nos va acercando al mundo de Colin, para ello utiliza a su madre enferma, a la que ayuda de manera altruista para comprender mejor a su hijo.

Es Colin, el personaje más atormentado de la novela. El que se hace las preguntas de por qué ha llegado a la situación en la que se encuentra. La relación con Mia se va haciendo cada vez más íntima hasta que surge un extraño amor lleno de momentos equívocos.

Mary Kubica nos sorprende con un thriller maduro, para ser su primera obra, bien estructurado, donde el desarrollo que nos propone, además de ser original, hace que aumente la intriga y la tensión de la trama. Una escritora a la que tendremos que seguir a partir de ahora.


Puedes comprar el libro en:

Todoliteratura.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.todoliteratura.es