Edición testing
1 de diciembre de 2020, 18:57:29
CRÍTICAS


"Foto movida" de Manuel Mena

Por Antonio Martínez Asensio


Esta novela retrata unos años inolvidables para darnos una imagen global pero muy certera de lo que fueron los primeros años ochenta: los años de la movida pero también los de los atentados de ETA y los secuestros, los años duros. Una interesantísima y emocionante novela.



1983. Un Madrid en ebullición. La sala Rock Ola a pleno rendimiento, llena de grupos intentando hacerse un hueco a un lado y al otro del escenario, las discográficas, las promesas, las maquetas, las chicas monas, los artistas, la descarada juventud, la creatividad, las drogas y el consumo inconsciente, la experimentación, las tribus reales de aquel Madrid, los rumores de esa extraña enfermedad que afectaba a los homosexuales y a los drogadictos, las fiestas, la sala El Sol, las revistas que quisieron cambiarlo todo, las historias de amor, La Luna de Madrid, el cine, los locales de ensayo, y Alcalá 20. Ese es el mundo en el que se desarrolla esta novela.

Pero también eran tiempos duros políticamente: los atentados y los secuestros salvajes de ETA, el ingeniero Ryan asesinado de un tiro en la nuca y abandonado en un monte, y tantos otros, el comienzo de una actividad oscura, los GAL, el secuestro de Marey.

Aunque viví esa época, leyendo “Foto movida” me he preguntado cómo fue posible que sucediera todo aquello sin que pasara nada. ¿Seríamos tan maduros ahora? ¿Seríamos capaces de soportarlo?

Foto movida” nos cuenta todo esto, ese año trágico, a través de la historia de una chica que aparece muerta en los baños del Rock Ola y de la investigación que realiza el inspector Mainar, que en realidad se encarga de investigar los secuestros, cuando se producen, pero que se ocupa del caso y empieza a seguir la pista de esa muerte, de esa jeringuilla. Y lo hace interrogando a su entorno, a sus amigos, que han formando un grupo y persiguen como locos a cualquier contacto que les lleve a editar un disco, soñando con la fama y el estrellato, los que se sienten dioses en la noche madrileña y se mueven en fiestas continuas, o a sus amigas. Los intereses, las rivalidades, las envidias, el sexo, la experimentación, la soledad, y unos padres ignorantes, atónitos ante el consumo de alcohol y drogas, ante un mundo que es tan diferente del suyo.

Y mezclado con esta trama, Miguel Mena nos cuenta también lo que ocurre cuando el inspector Mainar tiene que subir al norte para ocuparse de nuevo secuestros, y conoce por primera vez los planes siniestros de un grupo de policías, y vemos así lo duros que fueron esos años.

Como su título indica, la novela parece una fotografía que pone ante nuestros ojos aquella realidad, y vamos viendo cómo se suceden las cosas, cómo vivíamos entonces, los acontecimientos que podían hacer pensar que el dolor se había instalado en Madrid, con los accidentes casi seguidos de Barajas y por último, el incendio de Alcalá 20.

Miguel Mena teje una trama que se lee magníficamente y que siempre mantiene el pulso y el tono. Es una novela entretenida y escrita con un pulso firme, llena de personajes muy bien trazados, que cuentan, entre todos, magníficamente, lo que fueron aquellos años.

Imprescindible para los que lo vivieron, para los que han esbozado una sonrisa ante la foto de la portada, esa entrada del Rock Ola, los que se reconocerán en algún momento o en algún lugar (ese concierto histórico de The Police), los que tuvieron en sus manos La Luna de Madrid. Y para los que no conozcan nada de eso se encontrarán con un retrato sincero, amargo y duro de lo que fue un tiempo irrepetible.



Puedes comprar el libro en:



IberLibro.com - 140 millones de libros nuevos, antiguos, agotados y de ocasión Logo FNAC <br />120x60
Todoliteratura.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.todoliteratura.es