Edición testing
14 de diciembre de 2019, 17:49:58
POESÍA


"#Desnudo y espiral" y "Destellos", dos nuevos poemas de Ana María López Gallardo para TodoLiteratura


Ana María López Gallardo es una madrileña que escribe desde muy joven tanto poesía como relatos. Ha publicado dos relatos cortos en diferentes libros por ser finalista en dos certámenes de “Cuentos cortos” por la editorial Edisena, además tiene editado un libro de poesía y prosa poética titulado “Ángeles exiliados y errantes buscando un trozo de cielo” y “Travesía”, ambos incluidos en el mismo ejemplar.


Un poeta escribió:
“A veces siento que de mí fluye la divinidad, el pensamiento…;
Yo sólo voluntad y entendimiento”

DESNUDO Y ESPIRAL


Leí tu nombre en hojas ajadas de versos podridos, y allí estabas,
Como rastro indeleble de días y oscuridades,
Como la niebla que se desvanece tras los ojos del cristal, los ojos de la luz,
Como los segundos que una vez tocados son pasado, así te ibas.

Amigos que habéis de venir,
Aquellos que os habéis ido,
Decid sin pesadumbre cómo ha de ser el camino,
Perseguid sin pausa las huellas del amor.

Serpientes que se deslizan desde el suelo,
Barro en sus bocas despiertan anhelo,
Mas la sed es pasajera
Cuando ha de venir la lluvia.

¿De dónde viene?, ¿Adónde va?...,
Sabor que no duró dijiste,
Y viviste el reencuentro con los brazos abiertos
Y el rostro hundido.

Los años, los tiempos, los mundos,…..

“Cartas al aire”,
Rezaba la piedra que robó el lobo cansado,
El lobo amamantado.

Tanta pereza, tanto dolor.

No hubo llanto después del sueño,
Ni delicias en la lengua del viejo.

Y así veo desde aquí si llegas,
Voz que siento en las mareas
Del vientre azulado de plenitud.

Labios que he besado, y no eras tú.

Ayer descubrí que hay algo grande en mí,
Y no soy yo.


“DESTELLOS”


Canciones al aire, música celestial suave y maravillosa, tan emotiva que no nos queda más
remedio que movernos al son De esta nueva melodía.

Alegría en las flores, voces increíbles, relajantes tonos que nos hacen creer en Dios.

Cobijada de la lluvia bajo un paraguas y caminando por el asfalto mojado, empapado de
lágrimas de felicidad,
Un misterio profundo se esconde tras los gestos desconocidos, que se cruzan al mirar.

Son las aguas de otoño que invitan a las promesas.

Corriendo las cortinas transparentes de una noche repleta de luces en el firmamento, y una
luna enorme que se
Balancea, linda, bella, blanca,…, es poesía.

Alegría en las flores, canciones al aire, cuanta belleza traslúcida, enigmática, inquietante, para
enamorarse de nuevo.

Esto es un sí.

Ana Mª López Gallardo


Todoliteratura.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.todoliteratura.es