www.todoliteratura.es

escritora polaca

La escritora polaca Olga Tokarczuk, premio Nobel de Literatura 2019, visitará España con motivo de la publicación de su novela Los errantes en castellano (Anagrama) y Cos en catalán (:Rata_). Anagrama incorpora además en su catálogo la tercera novela de la autora polaca, Un lugar llamado Antaño, en librerías el 4 de marzo

Premio Man Booker Internacional 2018

"Los errantes", de Olga Tokarczuk, es una novela única, ligera y honda a la vez, que indaga en las posibilidades del género para hablar sobre el cuerpo, el mundo y las estrategias siempre insuficientes con que intentamos cartografiarlos.

Olga Tokarczuk, una de las voces más vigorosas de la narrativa polaca contemporánea, despliega en este arrebatador thriller metafísico todas las contradicciones del alma humana.

Wioletta Greg, poeta y escritora, está considerada como uno de los referentes de la nueva literatura polaca y su novela "Tragar mercurio" ha sido finalista del prestigioso premio literario Nike. Tragar mercurio es la primera novela de Wioletta Greg que llega al lector en español.

  • 1

Lumen, Barcelona, 2019

La palabra, bajo la advocación de esta autora sutil y trascendente (esto es, pensadora con delicadeza acerca del todo, de la realidad o realidades de todo) descansa, sosiega y se hace un interlocutor entrañable. Así es la dúctil poesía: “Eres bella –le digo a la vida-,/ imposible imaginarte más exuberante,/ ni más ranil, ni más semillera”.

La polaca Olga Tokarczuk y el austriaco Peter Handke han sido los ganadores de los premios Nobel de Literatura 2018 y 2019, según ha anunciado la Academia Sueca. Vuelve la polémica institución sueca a galardonar a dos escritores europeos frente a los pronósticos de la prensa, cada vez menos especializada, que apostaba por escritores africanos y asiáticos.

"El defecto" de Magdalena Tulli arranca en la gran plaza de una gran ciudad sin nombre y donde una única línea de tranvía recorre el adormecido barrio suburbano. Un día, inesperadamente, un grupo de desafortunados refugiados salen del tranvía y acampan en la plaza. Los residentes verán con malos ojos a unos forasteros que acabarán convirtiéndose en un incordio para los ciudadanos de la plaza.