www.todoliteratura.es

desatinos

Vivimos una época con un enorme auge en el uso de las redes sociales. Las personas utilizan estas plataformas para compartir toda clase de contenidos: fotos, videos y textos. Tal vez, lo más llamativo es que el uso de texto es siempre necesario. No obstante, hay un evidente descuido en el uso de los signos de puntuación en estas redes sociales. Al parecer, la gente asume que estas redes son “informales” y que no hay inconvenientes en cometer deslices ortográficos.

Armaeniaeditorial, Madrid, 2018

De pasión y tino habló en su día Max Weber para referirse a lo sustancial en la labor política. Hoy, a tenor de lo que se va conociendo de las interioridades de la labor política, lo de ‘tino’ parece un atributo exagerado por cuanto impera, y ha imperado más lo grosero –de los intereses, de las intenciones- que no la sutileza y el cálculo afinado en tantas de las decisiones que han venido conformando la realidad de las naciones después de la decisiones de los políticos.

El Primer Concurso Internacional de Cuentacuentos de ACVF Editorial 2015 es un concurso convocado para estimular la lectura de cuentos y relatos como género mayor y para adultos. Para subrayar la oralidad de la escritura y de la narrativa. Para reivindicar el papel creativo de los lectores, en tanto que intérpretes y actores de los textos.

  • 1

En el libro "Yo también la lie parda en internet" de Manuel Moreno


Cantantes, deportistas y celebrities. Nadie se libra de ‘liarla parda’ en Internet. Nombres como David Bisbal, Alejandro Sanz, Paulina Rubio, Sergio Ramos, Carmen Lomana o Fran Rivera, son algunos de los ejemplos que ilustran este manual 2.0, "Yo también la lie parda en internet" de Manuel Moreno. Tampoco se libran nuestros políticos: Pedro Sánchez, Mariano Rajoy, Guillermo Zapata y Toni Cantó, entre otros, también han protagonizado crisis en las redes sociales.

La mentalidad occidental casi nunca penetra las mentalidades orientales. Leopoldo Alas, desbarrando, lo atestiguó parangonando a Valmiki con Zolá. Kant, aunque fue un filósofo que buscó la universalidad, como todos, sólo proporcionó una serie finita de categorías mentales para razonar problemas infinitos.