• Diario Digital | Miércoles, 20 de Junio de 2018
  • Actualizado 07:45

ENTREVISTA CON LA AUTORA DE “DONDE FUIMOS INVENCIBLES”

María Oruña: “No estamos acostumbrados a pensar por nosotros mismos”

Donde fuimos invencibles” es la tercera entrega de la trilogía “Libros del Puerto Escondido” de la escritora gallega María Oruña. Aprovechamos la presentación de esta novela para charlar con ella tranquilamente.

María Oruña: “No estamos acostumbrados a pensar por nosotros mismos”

Para María Oruña, “cada novela pide su ritmo y su complicidad”, nos dice nada más comenzar nuestra conversación llevada a cabo en la biblioteca de un conocido hotel de la Gran Vía madrileña. La escritora gallega está empeñada en no repetir la fórmula de su primer libro, lo que sería fácil para ella, y buscar nuevas formas de escribir y de relatar las historias que la bullen en la cabeza.

En su nueva novela policiaca, nos presenta un juego de intriga que llevará al lector por diversos caminos, uno de ellos es una trama con componentes fantasmales que tiene lugar en un palacio solitario que nos retrotrae al periodo del romanticismo y de Agatha Christie, autora muy querida por María Oruña, también incluye una historia de amor que nace en la niñez de uno de los protagonistas y perdurara muchos años. Además, añade “hay una reflexión vital sobre la vida”, que le da un toque distinto al género de thriller que utiliza la escritora viguesa.

En “Donde fuimos invencibles” utiliza el mismo elenco de protagonistas que en sus dos novelas anteriores, pero con alguna modificación, debido a las vacaciones de dos de los integrantes del equipo de Valentina Redondo; también, reaparece uno de los personajes investigados anteriormente y surgen nuevos protagonistas como el dueño del palacio del Amo, Carlos Green, y un audaz científico de lo paranormal, además de otros cuantos curiosos personajes. “Quise reducir escenarios y personajes porque la trama de misterio era muy potente”, asegura.

Quise reducir escenarios y personajes porque la trama de misterio era muy potente

María Oruña reconoce que “para Valentina siempre tengo misterios preparados. Creo que haré una larga serie de novelas con ella como protagonista, si yo no sintiese que no tuviese una buena historia con ella, no escribiría otro libro”. También, nos adelanta que tiene un proyecto distinto sin la teniente como protagonista. “Mi cabeza no para nunca, siempre está en constante ebullición”, subraya tajante.

La inspiración de la escritora gallega se mueve a base de pálpitos. “Yo suelo partir de una idea, en este caso fue el conocer el palacio del Amo que yo veía en mis vacaciones de verano. Me gustó tanto el palacio, que me puse a investigar sobre él. Suelo visitar muchos lugares para los escenarios de mis novelas y éste me gustó especialmente, pero si visito veinte, al 90% los descarto”, señala con tono de misterio.

Pero su investigación no se queda sólo en los lugares, en esta ocasión ha tenido que indagar mucho sobre sucesos paranormales, psicofonías y médiums. “Llegué a entrevistar a un caza fantasmas y realicé muchas entrevistas a diferentes personajes para que me explicasen que es lo que hay al otro lado, qué hay después de la muerte. Los humanos somos muy pardillos y nos creemos todo a pies juntillas porque no estamos acostumbrados a pensar por nosotros mismos, nos movemos por costumbre aprendidas”, expone con lucidez.

Oruña

“Todos somos un compendio de mundo en el que vivimos”

En total, fue casi un año lo que la llevó preparar su nuevo libro. Una obra que refleja “la vida real” de un modo más moderno. A su novela la podríamos calificar de coral, pese a la reducción de personajes. “Yo entiendo la vida así”, sentencia y agrega de manera pícara “en la novela ocurre lo que esperan los lectores, pero, al final, no es lo que creen”. Su forma de jugar con la trama hace que la tensión vaya en aumento. Le gusta despistar al lector como ella misma dice.

María-O- V

En su opinión, el lector cada día tiene más relación con el escritor. “A mí me llegan las opiniones por diversas vías, tanto por mail como por Twitter o Facebook, esto hace al escritor estar siempre en una constante evolución y creo que nos hace mejorar, por lo menos a mí, sí”, apunta. María Oruña cree ser “una escritora de dejar todos los cabos atados”. Evidentemente, lo demuestra en sus libros.

Además, sostiene, que es una escritora muy visual. “Planteo los capítulos como si fuesen episodios de una serie de televisión. "Todos somos un compendio del mundo en el que vivímos”, manifiesta. Cree que en sus libros siempre deja abierta una puerta a la esperanza pese a los malos tiempos que vivimos. “La vida nos trae curvas”, comenta. Pero esas curvas nos tienen que llevar a un camino de felicidad.

María Oruña quiere que sus obras acompañen al lector. “Me gusta que disfruten del misterio, de los paisajes, del ambiente y de mi narrativa, pero, sobre todo que tengan la sensación de ser invencibles”, concluye. Recuperar ese sentimiento de invencibilidad que sólo la juventud nos trajo. Ella lo consigue.

Puedes comprar el libro en: