www.todoliteratura.es
Daan Heerma van Voss
Ampliar
Daan Heerma van Voss (Foto: Javier Oliaga)

Entrevista a Daan Heerma van Voss, autor de “La última guerra”

“Los refugiados no quieren ser víctimas, quieren ser personas normales”

Estamos acostumbrados a conocer a los holandeses por el fútbol, han sido tantos los que se han establecido en Cataluña que ya forman una colonia de importantes dimensiones. Pero no sólo de fútbol vive el hombre, en España se conoce a un puñado de buenos escritores holandeses de una gran calidad literaria, entre esa pléyade de autores se encuentran Cees Nooteboom, Herman Koch o Edwin Winkel. Ahora se suma a dicha nómina el sorprendente autor Daan Heerma van Voss que acaba de publicar en España su último libro “La última guerra”.

  • Daan Heerma van Voss

    Daan Heerma van Voss


  • Daan Heerma van Voss

  • Daan Heerma van Voss

    Daan Heerma van Voss

Daan Heerma van Voss
Daan Heerma van Voss (Foto: Javier Oliaga)

Curiosamente, Edwin Winkel se radicó en Barcelona a consecuencia de la venida del llorado Johan Cruyff, uno de los jugadores del mundo con más talento, aunque fuese del Barcelona F.C., hay que reconocerlo. Sin embargo, Daan Heerma van Voss demuestra mejor gusto balompédico al ser seguidor del Madrid. “El que no me gusta en la portería es Keilor Navas”, me dice en voz baja. Yo asiento su afirmación: “a mí, tampoco”. Me cae bien este escritor, no sólo escribe de maravilla sino que entiende de fútbol, me parece que vamos a hacer buenas migas.

Con tan sólo treinta años, ya ha publicado cinco novelas y cientos de artículos en periódicos de su hundida tierra, todos sabemos que mucha extensión del terreno holandés está bajo el nivel del mar. “La última guerra” es bastante diferente al resto de su producción. “Yo solía escribir más intimista y más poético, con este libro se me nota más mi formación de periodista y de historiador”, nos dice el escritor en una recoleta cafetería del barrio de Malasaña.

De todas formas, Daan Heerma van Voss se considera más un escritor de ficción. “En mis artículos suelo decantarme más por la parte ficcional”, señala. Ese original estilo suyo le hizo ganar en 2011 el premio de periodismo más importante de Holanda, hay que señalar que con tan sólo 25 años consiguió el galardón, toda una proeza periodística.

En “La última guerra”, nos encontramos con tres espacios temporales; el primero, la actualidad; el segundo, quince años antes y un tercero, que cada vez irá tomando más importancia en la novela, la Segunda Guerra Mundial, concretamente el campo de concentración de Auschwitz. “La pregunta más importante que se hace el hombre es cómo se utiliza el pasado. Hablamos del pasado como si fuera algo cerrado pero todo lo que somos se basa en el pasado, en nuestros recuerdos. Si no miramos al pasado con intensidad corremos el peligro de convertirnos en unos idiotas, pero también es peligroso focalizar todo en el pasado. Esa es la fina línea en la que está el protagonista Kaplan”, expone el autor holandés en un fluido inglés.

“La parte técnica del libro me ha resultado muy fácil. Lo que sí ha sido difícil es escribir como si yo estuviese en un campo de concentración”, explica Daan Heerma van Voss. Su novela está escrita en tercera persona cuando habla del presente y en primera persona cuando habla de Auschwitz. “Kaplan encuentra un diario sobre una persona que estuvo allí y, lógicamente esaparte está escrita en primera persona. Para mí fue difícil porque me planteé si tenía derecho a escribir sobre el campo de concentración sin haber estado viviendo allí y no tener referencias de primera mano”, comenta con reparos y agrega “es extraño que escriba desde la perspectiva de un prisionero”.

Reconoce que, según va avanzado la novela, los hechos históricos dan paso a la ficción. “He ido inventando más y más cosas. La segunda parte es la que más me gusta del libro. Creo que el verdadero objetivo del libro es dar a conocer las experiencias de esa persona en el campo de concentración”, explica el autor holandés.

Antes de llegar a esa parte del libro hace un recorrido sobre algunas de las lacras de la sociedad europea actual. El tema del acoso escolar está presente en la primera parte, el bullying que sufre el pequeño Ibrahim es tratado con respeto y acierto. “Cuando comencé a escribirlo no era consciente de que era un tema tan importante, pero según lo fui haciendo fue tomando más y más importancia", opina.

Otro tema que trata es el de los refugiados. En Europa se están concentrando una gran cantidad de refugiados provenientes de Oriente Próximo y África. “Muchos de los europeos ven a los refugiados como víctimas pero los refugiados no quieren ser víctimas. En la novela trato el tema de refugiados gitanos. Los hechos que se han dado en Hungría son intolerables, son hechos parecidos a los que ocurrieron en los años 30”, refiere Daan Heerma van Voos durante nuestra conversación.

El autor dice entender los episodios de xenofobia que están ocurriendo en diversos países de Europa, aunque no está de acuerdo con ellos. “La gente es más pobre que hace diez años, muchos han perdido el trabajo y otros creen que los extranjeros les van a quitar el puesto de trabajo”, razona y agrega “el sentimiento emocional lo puedo entender pero sigue siendo más importante no atender ese impulso emocional y veo que ninguno de los políticos de la derecha no han podido solucionar esta cuestión”. Los de la izquierda, tampoco. Todos pasan de puntillas por estos peliagudos temas. Cómo no, ve peligroso la fuerza que está tomando la extrema derecha en su país como en otros países europeos.

Otro tema que considera desequilibrante es la confrontación religiosa. “Cuando paseo por las calles de Amsterdam sé que me acerco a una sinagoga por los controles de policía que hay. No creo que Europa sea antisemita, más bien creo que tiene que ver con pequeños conflictos. La gente necesita a alguien que echar la culpa y los judíos o los musulmanes suelen ser víctimas propiciatorias", sostiene.

Para Daan Heerma van Voss, “el tema del libro es más importante que el estilo. Mi estilo cambia todo el tiempo, es diferente en cada libro según lo que cuento. Es más importante lo que digo que cómo lo digo”, concluye el autor que se presta a decir a la cámara unas palabras en castellano, idioma que entiende bastante bien, quizá por su afición futbolera.

Puedes comprar el libro en:

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame

Comenta esta noticia (Login)
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de TodoLiteratura
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.