• Diario Digital | Lunes, 18 de Junio de 2018
  • Actualizado 15:18

"Las heridas del corazón", una novela incómoda pero necesaria

Fernando Pérez Rodríguez es un joven pero prolífico  autor  extremeño originario de Plasencia cuya última novela, Las Heridas del corazón, acaba de ser publicada por la editorial Tierra. 

"Las heridas del corazón", una novela incómoda pero necesaria

No vamos ocultar que su lectura puede resultar demasiado intensa y a veces incluso incómoda para el lector más sensible, pero consideramos que es necesaria, por los temas que su autor aborda con gran valentía y profundidad.

Sin títuloPor un  lado, Fernando Pérez se atreve a enfrentarse a una cuestión espinosa y polémica, y que para algunas personas continúa siendo tabú, como es el de la violencia dentro de la pareja.

El autor abre con su relato la puerta al debate acerca de la violencia doméstica y su diferenciación respecto de la violencia de género. Encontramos ambas en diferentes momentos de la novela, y el lector puede forjarse después su propia opinión sobre si deben tener el mismo tratamiento social y penal y el mismo castigo, o si deben mantenerse diferenciados, conforme al actual marco jurídico.

Por otro lado,  también saca a la superficie un asunto muy de actualidad, el de la realidad virtual dentro de las redes sociales, una nueva forma de ilusionismo en el que no sólo resulta engañado el observador sino también se auto engañan los propios protagonistas de las imágenes publicadas.

Fernando Pérez denuncia de esta manera lo que recientemente se ha dado en llamar  “postureo“, anteriormente conocido como esnobismo, que no es más que la arraigada costumbre española de aparentar lo que no se es, fingiendo ser más rico, más feliz o más atractivo. El autor observa hábilmente que este hábito conlleva el peligro de perder la esencia de lo que cada uno es, y en consecuencia perder la posibilidad de que su entorno lo conozca y aprecie por sus verdaderas cualidades y no solamente por las ficticias.

Por todo ello, el lector puede estar seguro que de que esta novela no le va a resultar una simple fuente de entretenimiento, sino que le va a conducir al descubrimiento de unos planteamientos de los que quizás no se había percatado hasta ahora, y le va a invitar a reflexionar sobre ellos.

Recomendamos firmemente la lectura de Las heridas del corazón, que nos ayudará a tomar conciencia de ciertas realidades de las que, o bien no nos percatamos dentro de la vorágine de nuestro día a día, o bien  no queremos prestar atención por parecernos incómodas y desagradables. Reiteramos que, aunque en algunos momentos el relato nos resulte difícil o doloroso de leer, debemos continuarlo hasta su conclusión, para así poder cumplir la finalidad con la que su autor lo concibió.