www.todoliteratura.es

Novedad editorial: “Isabel la Católica” de Ángeles de Irisarri

jueves 23 de octubre de 2014, 13:23h
Add to Flipboard Magazine.

Ángeles de Irisarri ha escrito una novela histórica que respeta por igual las dos partes del binomio, lo que hay de novela y lo que hay de histórico. Ni ha fantaseado con los hechos reales ni se ha limitado a colocar un puñado de anécdotas con las que aderezar un relato que reprodujera páginas de Historia. La novela ha sido publicada por Suma de Letras.


Lejos de eso, la autora -una de las más reconocidas y premiadas en este género- ha puesto en pie una ficción, con personajes convincentes que viven sus vidas intensamente, llenas de acontecimientos, que se transforman a lo largo de los años exactamente igual que los seres de carne y hueso; y, a través de esa ficción, nos muestra los momentos más importantes de la vida y el reinado de Isabel la Católica y, a su alrededor, la sociedad española del siglo XV.

En cuanto al aspecto novelesco, la autora no se ha reprimido y ha incluido elementos que podemos considerar propios del realismo mágico, especialmente en lo referente al personaje de María de Abando, la muchacha adoptada por las sortiñas, que heredará el oficio de sus madres. En cuanto al fondo histórico, está tratado con rigor, pero sin gratuitos alardes de erudición que apabullen al lector. Éste asiste a los momentos más importantes de la vida de Isabel la Católica, sobre todo a los jalones que marcaron su complicada llegada al trono, como la llamada farsa de Ávila, en la que un grupo de nobles nombraron rey al pequeño Alfonso, hermano de Isabel y como ella hermanastro del rey Enrique IV; la firma de la paz entre Isabel y Enrique IV en el Pacto de los Toros de Guisando, o la boda con Fernando, prácticamente clandestina, de dudosa legalidad y aplicando los contrayentes y sus partidarios una política de hechos consumados. Y luego, por fin, la entronización, la toma de Granada, la llegada de Colón a la corte. En muchos de esos momentos históricos casualmente se encontrarán las cuatro hijas de la luna roja. Y “como si estuvieran unidas por algún lazo desconocido, cada una sentía la presencia de las otras tres”.

También se presenta en la novela la historia de la complicada personalidad de Enrique IV, de sus matrimonios y de la discutida paternidad de su hija, atribuida a otro noble y apodada por ello la Beltraneja.

Alrededor de ese hilo histórico, la autora muestra la sociedad de la época, una sociedad sometida a múltiples cambios: desde una nueva tecnología basada en la pólvora que está alterando el modo de hacer la guerra, a la creación de nuevos Estados nacionales (y España es un ejemplo típico de eso) que consideran la homogeneidad un valor y no admiten en su seno a minorías étnicas o religiosas, algo que los judíos aprenderán y sufrirán en propia carne

Isabel, la reina, tiene una peculiar estructura excelentemente trabada, que avanza en paralelo y en espiral a la vez. Prácticamente a lo largo de toda la historia, excepto en los momentos en que coinciden las cuatro protagonistas o algunas de ellas, el relato tiene una estructura tripartita y las tres líneas argumentales (la reina Isabel, las gemelas aristócratas y la plebeya medio bruja) avanzan en paralelo. Pero a menudo cada una de esas tres líneas argumentales enlaza con las otras, les da paso al modo de una carrera de relevos, y el relato vuelve momentáneamente atrás para contar los hechos desde otro punto de vista, lo que da una idea de avance en espiral. Eso, cuando no es un personaje el que narra (o narra la autora desde su punto de vista) lo que les ocurre a otros; así, la boda de las gemelas se cuenta con más detalle desde el punto de vista de María. Una manera, en todo caso, fluida de contar y desarrollar esta historia compleja, y que el lector agradece.

Por otro lado, está muy presente el papel de la mujer. Tanto en la independencia de la vieja Gracia, como en los problemas de Isabel para reinar de un modo efectivo, en un reino en el que sus predecesoras están eclipsadas por la Historia o dejaron el gobierno en manos de los maridos o, como en el caso de Urraca, fueron escasamente obedecidas.

Las fronteras entre el bien y el mal aparecen algo difusas en ocasiones; especialmente en lo referido al trabajo de María de Abando. La mejor prueba es que, mientras para muchos es una bruja, la propia portera del convento al que ella se acerca la toma por santa.

La novela muestra también el papel que jugaron en el siglo XV algunos validos ambiciosos, como Álvaro de Luna. Y cómo la madre de la futura reina Isabel afirma que Don Álvaro, “como todo hijo de vecino, o de rey, en los sus reinos debería someterse a la sentencia de los jueces” (ya hemos dicho que se trataba de cuestiones plenamente vigentes).

Incluso el modo de tratar los últimos momentos de los agonizantes. María de Abando es partidaria de acelerar esos últimos momentos de gente que sufre, pero tiene que hacerlo a escondidas de la abadesa, que no lo consentía, “no fuera que por no padecer de vivos sufrieran las penas eternas”.

Y, en fin, una niña criada con dos madres parece apuntar a algo que hoy ya no es excepcional.

Ángeles de Irisarri, nació en Zaragoza y es licenciada en Filosofía y Letras (sección de Geografía e Historia). Ejerció de profesora de instituto y de archivera. Trabajó en una agencia de publicidad de jefe de medios y de administradora. En la actualidad se dedica a la literatura. Entre sus múltiples publicaciones destacan Diez re­latos de Goya y su tiempo, El viaje de la reina, Las damas del Fin del Mundo, El año de la inmortalidad, La reina Urraca, Historias de brujas medievales, Romance de ciego, Te lo digo por escrito, Gentes de las tres religiones, La Artillera, Perlas para un collar (en coautoría), Moras y cristianas (en coautoría) y La estrella peregrina. Entre sus premios más destacados están los siguientes: Isabel de Portugal de narrativa breve (1992 y 1994), Femenino Singular de novela de Editorial Lumen (1994), Baltasar Gracián de narrativa (1996), Alfonso X el Sabio de Novela Histórica (2005), Búho de la Asociación de Amigos del Libro (1996), Sabina de Oro (2002) y varios premios de cuentos. En este libro la autora revisa y actualiza su trilogía sobre Isabel la Católica.

Actualidad literaria


Puede comprar el libro en:

Logo FNAC  120x60



IberLibro.com - 110 millones de libros nuevos, antiguos, agotados y de ocasión

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti Compartir en Yahoo


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Todoliteratura

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.