www.todoliteratura.es

“Fake news del Imperio español”, de Javier Santamarta del Pozo

Por Javier Velasco Oliaga
lunes 13 de septiembre de 2021, 13:00h
Fake news del Imperio Español
Fake news del Imperio Español

Uno de los libros que más curiosidad y polémica ha suscitado este verano ha sido “Fake news del Imperio español”, del politólogo –a él le gusta que se diga- y escritor chamberilero Javier Santamarta del Pozo. Persona castiza hasta la médula que tiene un punto de don Quijote: siempre está desfaciendo entuertos y poniendo la historia de España en su justo lugar.

La historia de España que hemos estudiado y que suelen reflejar en la actualidad está llena de embustes y patrañas negrolegendarias como señala el autor en el subtítulo del libro. ¡Parece mentira que la Leyenda Negra siga vigente todavía! ¡Como nos gusta a los españoles fustigarnos con los hechos más negros de nuestra historia! Obviando los pasajes gloriosos y en donde hemos dado la talla. Javier Santamarta nos lo recuerda en todo su libro. En nuestra historia hay de todo, pero deberemos hacer algo para difundir lo que de bueno hemos hecho y dejar lo malo para nuestros enemigos ancestrales.

La Leyenda Negra se urdió en los Países Bajos, muy flamencos ellos, y tuvo en Guillermo de Orange, con la colaboración de Lutero, persona que exhortó al exterminio de los judíos en su libro “Sobre los judíos y sus mentiras” y además persiguió a todos los católicos de Alemania, su más firme promotor. Inglaterra también participó en la difusión de la Leyenda Negra de la mano del sátrapa Enrique VIII, para tapar todos sus crímenes y la persecución que sufrían a los católicos en Gran Bretaña.

Javier Santamarta del Pozo divide su libro en 10 capítulos, en cada uno de ellos trata esos bulos que se propagaron por todo el orbe sobre nuestra historia, todos ellos difundidos con “muy mala leche” por nuestros enemigos exteriores e interiores. Algunos, los menos, son ciertos, la mayoría son burdas patrañas de historiadores indocumentados o enemigos de febril saña que tergiversan la historia para sus objetivos, muchos de ellos políticos. No hay que incidir en el hecho que muchos historiadores narran la historia con cierta e interesada visión política, todos sabemos que los políticos simplemente son unos analfabetos funcionales en cuestión de historia y, probablemente, de muchas otras cosas.

El primer capítulo del libro se intitula ¡España no existe!, para algunos claro está, para la mayoría es evidente que si. La historia de Hispania comienza en la noche de los tiempos, esta tierra de metales fue saqueada por cartagineses, romanos, godos, almohades… algo tendría cuando tantos pueblos querían sus riquezas. Para ciertos historiadores, España sólo existe para lo malo. Craso error meter motivaciones políticas en la historia. La península Ibérica siempre se conformó como un pueblo unido, con muchas peculiaridades y diferencias, pero, al menos, desde los tiempos romanos hubo una unidad, tanto política como económica y social. Decir, cómo señala el autor madrileño, que algunos sostienen que como Estado sólo funciona desde 1975 es una boutade más gorda que la catedral de Sevilla.

También, se cuestiona a la luz de tanta leyenda negra que el Imperio no existió, ¡Manda narices! Solo existió para el genocidio americano y no fue tal. El verdadero genocidio fue el causado por los estadounidenses y británicos en el norte del continente. Dar pábulo a esas leyendas ha sido la causa de nuestro desprestigio como nación. Evidentemente, se hicieron muchas cosas mal, pero la propia Isabel la Católica promulgó leyes para proteger a los nativos americanos, que algunos encomenderos no la hicieran caso, como fue el caso del mendaz Bartolomé de las Casas –un vulgar explotador de nativos- no fue culpa de la católica reina.

Así continúa don Javier desfaciendo mentiras, bulos y leyendas como que Los Reyes Católicos eran unos fachas, y que Carlos I y su hijo Felipe II eran demonios del mediodía o que los llamados Austrias menores no supieron mantener el Imperio, que duró más de dos siglos y llegó a su esplendor con Felipe IV. También se para en la dinastía Borbón, que la importamos de nuestra enemiga Francia y esa sí que nos ha salido cara, por las guerras civiles que produjeron aunque las conocíamos como carlistas.

El imperio de los mares se mantuvo hasta comienzos del siglo XIX y fue nuestra mala decisión de aliarse con los franceses la que causó su debacle. Termina el autor con un capítulo dedicado a Cuba y al Maine, estratagema urdida por el magnate periodístico William Randolph Hearst, creador del esperiodismo amarillo que se perpetua en muchos de nuestros periódicos y cadenas televisivas, incluida la pública. ¡Vamos que la Leyenda Negra no deja de ser periodismo amarillo del pasado!

Todo esto nos lo cuenta don Javier con humor, con mucho humor, es la mejor forma de tomárnoslo porque si no nos cabrearíamos con todo lo que cuenta. Hay que reconocer que el trabajo de documentación ha sido exhaustivo y cierto. Da palos a tirios y troyanos. A izquierdistas y a fachas. A todo el mundo, incluso a algún autor de su nueva editorial. Estamos, pues, ante una lectura entretenida que en ocasiones nos enfada y otras nos deleita. Creo que es un libro que todo el mundo debería leer para que se nos cure ese complejo de inferioridad que nos viene desde la Generación del 98. En España hubo militares ilustres y valientes, más científicos de los que creíamos, excelentes universidades, aunque también hubo gente ruin, miserable y codiciosa. Libros como este nos sirve para separar el grano de la paja y no creernos tantas bobadas que se han dicho y se siguen diciendo en los medios de comunicación. En este no, por supuesto.

Puedes comprar el libro en:

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios