www.todoliteratura.es
Macu Tejera
Ampliar
Macu Tejera (Foto: Javier Velasco)

Entrevista a Macu Tejera Osuna, autora de “Me llevo la canción”

“El exilio en México es un tema por descubrir”

jueves 09 de julio de 2015, 07:31h
Add to Flipboard Magazine.

Macu Tejera Osuna comienza su nueva novela con los versos del insigne poeta León Felipe de “Español del éxodo y el llanto”:

Más yo te dejo mudo… ¡Mudo!
¿Y cómo vas a recoger el trigo
y a alimentar el fuego
si yo me llevo la canción?

La gran mayoría de refugiados españoles que huyeron al terminar nuestra cruenta Guerra Civil, salieron de España sin nada, con los bolsillos vacíos y la vida destrozada. Muchos sólo se pudieron llevar en la memoria las letras de las canciones que cantaban. ¡Como aquella de “Suspiros de España”! Su novela tiene mucho de eso, de suspiros de España.

  • Macu Tejera


  • Macu Tejera


  • Macu Tejera y Javier Velasco Oliaga

Macu Tejera
Macu Tejera (Foto: Javier Velasco)

Se calcula que aproximadamente 400.000 españoles republicanos cruzaron la frontera francesa los últimos meses de la Guerra Civil. Francia los acogió de una manera miserable, después de haber boicoteado la venta de armas al gobierno legítimo de nuestro país, Inglaterra tuvo mucho la culpa en ello. El recibimiento fue tan lamentable que esos españoles fueron confinados en varias playas del sureste de Francia en unas condiciones lamentables y miserables, estuvieron vigilados por unos soldados senegaleses sin sentimientos ni educación. Sólo unos pocos privilegiados pudieron emigrar a México, la mayoría se tuvo que quedar en Francia y sufrir otra guerra, la Segunda Guerra Mundial.

De esos privilegiados que el Servicio de Evacuación de Refugiados Españoles (S.E.R.E) que dirigía de manera personalista Juan Negrín trata la novela “Me llevo la canción”, una novela que surgió del interés mostrado por una productora televisiva española por el exilio republicano. “El exilio en México es un tema por descubrir y me parece deslumbrante todo lo que se puede contar sobre ello: los testimonios de esos exiliados, la magnífica acogida que tuvieron por parte del gobierno de Lázaro Cárdenas y el pueblo mexicano”, relata en la entrevista que hemos mantenido en un conocido hotel madrileño.

Desde que publicó su primera novela “Amapola” hace tres años, Macu Tejera, guionista de la serie de televisión Amar es para siempre, ha estado documentándose y escribiendo esta nueva novela que es muy visual y casi formato de serie televisiva, algo que le gustaría a la autora que se pudiese hacer con su texto. Novela coral, con muchos protagonistas y tramas, nos va contando esos años de asentamiento de los refugiados republicanos. “Yo no quería que la novela ocurriese en España y sí en México, con la luz, la alegría y esperanza de México, pero también es un tiempo de espera”, apunta con rotundidad, sin saber realmente lo que esperaban.

Los años en los que transcurre "Me llevo la canción", desde 1939 hasta 1946, fueron años de esperanza para los refugiados y eso es lo que refleja la novela, “por eso acaba donde acaba y es en la condena de la ONU al régimen franquista”, explica Macu Tejera. Pese a ese gesto que llenó de esperanza a muchos españoles desarraigados de su tierra a la fuerza, la tesis de la novela es “que hay que mirar el presente, vivir el presente y no estar a la expectativa de lo que está pasando en España”, reflexiona con acierto. Esos exiliados en México eran personas proactivas que ocuparon cargos relevantes en la Universidad, en los hospitales, en la arquitectura y, sobre todo, en la cultura.

La música, la canción, tienen un gran poder de evocación, de ahí el título de la novela. Y esos “Suspiros de España” era como un himno para los exiliados. “La música era un consuelo para esas personas, algo que les unía por la emoción de esas notas musicales”, analiza Macu Tejera. “Casi todos esos exiliados pertenecían al mundo del arte y el arte mantiene el espíritu a flote, es un vehículo de liberación, en ocasiones, muy reivindicativo”, sostiene.

Uno de los temas más engorrosos de la novela es la rivalidad que mantuvieron Juan Negrín e Indalecio Prieto por el dinero que se consiguió sacar de España para mantener a los exiliados. Sólo se consiguió que unas 15.000 personas fuesen trasladadas a México, otra cantidad no muy superior a distintos países de América, pero más de 200.000 personas se quedaron en Francia sin ningún tipo de ayuda. Las denuncias fueron produciéndose al ver que los miembros de Partido Comunista de España tenían preferencia para partir de Europa y de ahí el descontento y desconcierto de tantos y tantos exiliados.

Ambos la diferentes familias del bando republicano hicieron la guerra por su cuenta y de ahí que no consiguiesen muchos de sus fines legítimos. “No consiguieron que el mundo reconociese como legal el gobierno republicano, pero sí que no reconociese la ONU el gobierno franquista”, aclara la autora. Sin embargo, esto sirvió de poco porque la diplomacia franquista consiguió llevarse bien con los gobiernos estadounidenses hasta conseguir la aceptación por la ONU. “No se consiguió dar una imagen de unidad. Cada uno hacia la guerra por su lado”, puntualiza Macu Tejera.

Me llevo la canción es una novela coral en la que la autora da voz a distintos exiliados con puntos de vista diferentes. Intenta ser lo más ecuánime posible y que el lector tenga la mayor cantidad de información disponible para conocer esos episodios de nuestra historia que han quedado ocultos bajo un manto de silencio. “No hay que tener miedo a las historias corales”, sentencia convencida. Como tampoco hay que tener miedo a las historias de amor. “Si no hay historias de amor, no hay libros. Nadie quiere publicar si en una novela no hay una historia de amor”, sentencia.

Para Macu Tejera la Guerra Civil Española la perdió el gobierno legítimo, además de por la descoordinación por los gobiernos aliados. “El Pacto de No Intervención hizo mucho daño. Británicos y franceses lo cumplieron pero los alemanes e italianos, no. El bando rebelde tuvo un mayor apoyo militar por parte de esas potencias. Además, el comportamiento del gobierno francés fue miserable, no dejando entrar material bélico a España. La única nación que realmente apoyó al gobierno legítimo fue México. Nunca reconoció al gobierno del dictador Franco”, concluye. Los españoles debemos mucho a México.


Puedes comprar el libro en:



IberLibro.com - 140 millones de libros nuevos, antiguos, agotados y de ocasión Logo FNAC <br />120x60
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (9)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti Compartir en Yahoo


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Todoliteratura

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.