www.todoliteratura.es

"Morir es como un cuento", de Pablo Méndez

Ediciones Vitruvio, 2019
miércoles 28 de octubre de 2020, 13:41h
Add to Flipboard Magazine.
Morir es como un cuento
Morir es como un cuento

Morir es como un cuento’ es una de esas novedades editoriales, como tantas otras, cuyo recorrido se ha visto condicionado por la pandemia que nos azota desde hace varios meses. Una novela donde nos reencontramos con el escritor Pablo Méndez, un sobresaliente narrador que hilvana en sus obras literatura de calidad. Por ello, para el lector atento no debe pasar inadvertida esta novela.

Narrador, poeta, ensayista y grafólogo, Pablo Méndez es autor de más de una veintena de libros. Siempre bien acogidos por crítica y público. De su amplia trayectoria literaria podemos destacar, por ejemplo, títulos emblemáticos como ‘Lo que aprendí de Gloria Fuertes’, ‘Una flecha hacia la nada’, ‘Oh siglo veinte’ o ‘Ana Frank no puede ver la luna’ (Premio de la Crítica de Madrid 2010). También ‘Marilyn desnuda’, ‘¿Con qué político te irías a cenar esta noche?’ o ‘Parejas por dentro’, obras en las que aúna su condición de escritor y grafólogo. Su última novela, ‘Morir es como un cuento’, es ya una obra imprescindible en la trayectoria como prosista de este autor.

Publicada el otoño pasado por Ediciones Vitruvio en esta novela de Pablo Méndez hay amor, deseo, pasión y sensualidad. Una obra que indaga sobre la búsqueda de la felicidad en una relación sentimental y en hasta dónde puede llegar una persona por no renunciar al ser amado. De igual forma, explora otros temas muy interesantes, como la disposición para llevar a cabo una venganza, el empleo de la violencia para cerrar un conflicto no resuelto o de qué manera sucesos acaecidos en el pasado puede condicionar el destino.

Con todos estos ingredientes y alguno más, Pablo Méndez ha elaborado una novela que absorbe al lector desde el principio. Nunca mejor dicho. Porque nada más comenzar el autor plantea la trama de una forma descarnada. En efecto, la intriga y el desasosiego surgen con las últimas líneas del primer capítulo, a partir de ahí el lector o lectora se sumirá a buen seguro en un deseo irrefrenable de conocer cuál será el desenlace de esta historia de amor y venganza. Una novela del mejor suspense.

Morir es como un cuento’ es una novela que sorprende porque guarda en su interior un relato que cautiva. Un asesinato acaecido hace tiempo sale de nuevo a la luz, para convertirse en el leitmotiv sobre el que gira la trama de esta obra escrita con un lenguaje muy cinematográfico. Una muerte que los implicados justifican, para acallar su conciencia, como un hecho accidental. Un homicidio que, años más tarde, mueve los hilos de una calculada vendetta con un final inesperado. Un asunto pendiente que regresa del pasado para supeditar el futuro de los protagonistas de ‘Morir es como un cuento’.

Sin duda, estamos ante un relato de nuestro tiempo, vehemente y creíble a partes iguales porque quién ‘se iba a inventar una cosa así’. El personaje de Susana Arregui será el blanco de la represalia urdida contra un tercero, una mujer marcada por una extensa y anodina relación personal que le había conducido a un callejón sin salida. A pesar de ello, el autor construye una respuesta llena de comprensible fragilidad frente a esta situación. El personaje es consciente de estar sumido en una tesitura insostenible. Pero cuando el vínculo que ha mantenido se rompe su reacción será, por decir así, perfectamente humana: ‘estuve con él nueve años, era un egoísta de cojones, aburrido, patoso, pesado, torpe, un gilipollas vamos, y encima me dejo él y estuve casi un año tomando pastillas y con ganas de morirme,…’ En este sentido, según avanzamos en la lectura de la novela nos vamos percatando de la humanidad y verosimilitud que Pablo Méndez imprime a los protagonistas de esta historia: Carlos Suárez, Julián Arregui, Juan Miguel Ortúzar, Rosa, el tío Juan...

Susana Arregui sabe que es víctima de un plan taimado, pero le da igual: ‘Está como quién cree que no tiene tiempo, como quien piensa que se le escapa un regalo suculento y muchas veces soñado.’ El autor no dejará de profundizar en la psicología del personaje femenino principal, sumido ‘en un juego, una lucha’: ‘Susana es un árbol viejo que no teme a la tormenta, quizá el rayo capaz de abatir al árbol sea también sensual y sublime, exuberante y definitivo’. Para Susana morir no importa, solo amar. Un amor, eso sí, ligado a un acentuado erotismo y al sexo que ‘está más en la cabeza que entre las piernas’.

Hay otro elemento muy relevante en ‘Morir es como un cuento’ al que debemos prestar atención. Me refiero al tema del tatuaje, una de las claves en el desarrollo y conclusión de la trama. Quizá porque ‘Hay algo erótico en los tatuajes…’

Según avanzamos por la novela de Pablo Méndez descubriremos que las cosas no van a salir como los personajes han planeado. Con el transcurrir de los acontecimientos aparecerán las dudas y los interrogantes. No pueden controlar lo que sucede como habían ideado. Otra visión de la realidad se impone por la conexión que irá surgiendo entre Susana Arregui y Carlos Suárez, coprotagonista de esta historia. Aunque su suerte parece estar decidida. Todo ello nos conduce hasta el último capítulo, donde un giro postrero e imprevisible pondrá colofón a esta novela.

Anotar, antes de finalizar este comentario, que la acción de ‘Morir es como un cuento’ se desenvuelve en lugares bien conocidos por Méndez: las calles del centro y del barrio del Retiro de Madrid, la sierra madrileña del Guadarrama, Alicante, El Espinar de Segovia,… Ámbitos geográficos en los que el autor encuentra acomodo para desarrollar su narración.

Hacer referencia asimismo a un detalle cuanto menos curioso que hallamos en este libro, al igual que solía hacer el cineasta Alfred Hitchcock en sus películas, Pablo Méndez hace un cameo literario y se cuela en varias escenas de su novela. ¿Es el autor el personaje Pablo que aparece a partir del capítulo 47? Todo apunta a esa posibilidad. ¿Un simpático guiño del escritor al público lector? ¿Un recurso del autor para traspasar la frontera entre realidad y ficción? Solo él tiene la respuesta.

En cualquier caso, ‘Morir es como un cuento’ es una novela con un argumento intenso y atrayente. La apasionante historia de unos personajes que no pueden huir de su destino. Buena literatura.

Puedes comprar el libro en:

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti Compartir en Yahoo

+

0 comentarios