www.todoliteratura.es

reportaje

Quien crea que la vida de los libreros es fácil se equivoca de cabo a rabo, nada más hay que pasear por la Cuesta de Moyano para observar como un puñado de libreros padecen las inclemencias del tiempo durante todo el año. “En el invierno nos helamos, la cuesta se hiela y los viandantes se resbalan, por el verano da el sol de pleno y a partir del mediodía no hay quien pasee por aquí del calor que hace”, nos cuenta Javier Bayo, librero de la conocida caseta 26, J. F. Berchi.

"Éramos mujeres jóvenes" desvela los prejuicios y tabúes que rodearon los usos amorosos del pos amorosos del posfranquismo y la democracia. “Conceder la palabra a las mujeres es un acto de justicia que repara el silencio y la invisibilidad”, afirma la escritor madrileña Marta Sanz en el libro.
  • 1

“Nuestro libro es una oportunidad para completar la historia”

La Guerra Civil Española, para muchas personas, no acabó el 1 de abril de 1.939 sino que continuó durante casi 40 años. Muchas de esas personas fueron niños, de prisioneros republicanos o de exiliados, que se tuvieron que quedar en España. Una gran cantidad de esos niños tuvieron que pasar su infancia y adolescencia en uno de esos muchos internados que poblaban el país. En “Los internados del miedo”, Montse Armengou y Ricard Belis cuentan la historia de algunos de esos niños que la vida les maltrató sin motivo.