www.todoliteratura.es
Yan Lianke
Ampliar
Yan Lianke (Foto: Javier Oliaga)

Entrevista a Yan Lianke, autor de “Los cuatro libros”

“Lo importante es cómo contar la historia, más que la historia en sí misma”

domingo 16 de octubre de 2016, 21:39h
Add to Flipboard Magazine.

El escritor chino Yan Lianke tuvo que publicar su novela “Los cuatro libros” en Honk Kong y Taiwán porque no la censura se lo impidió en China. La traducción al castellano ha ido lenta, se ha tardado casi seis años en hacerla. La traductora Taciana Fisac se ha tomado su tiempo de reposo para hacer, la que podríamos calificar, la mejor traducción de un libro de Lianke al castellano hasta la fecha. Anteriormente, las traducciones del autor chino se hacían del francés o del inglés.

  • Yan Lianke

    Yan Lianke


  • Yan Lianke firmando libros

  • Yan Lianke

    Yan Lianke


  • Yan Lianke y su traductora Taciana Fisac

Yan Lianke
Yan Lianke (Foto: Javier Oliaga)

Yan Lianke es la tercera vez que visita España y en una anterior ocasión, admirando La Sagrada Familia de Barcelona, fue cuando le vino la inspiración del personaje central de su novela, el niño; “justo cuando vi la iglesia y aquellas cruces”, dice y añade “es un personaje muy complejo”. En todo el proceso de redacción se demoró 18 años en dar la forma precisa a la historia, durante algún tiempo la tuvo suspendida porque no encontraba el modo adecuado de enfocar la historia hasta que en Barcelona lo vio con claridad.

Se enteró de la historia en 1990 cuando escuchó un relato sobre los campos de reeducación de su país por boca de un compañero de la universidad de Pekín que había sido militar. “Era un soldado que conducía tanques y en una ocasión estando en la provincia de Jiangsu se encontraron con un depósito de huesos. Cuando se bajaron del tanque para revisarlos se dieron cuenta que era huesos humanos. Posteriormente, averiguaron que en aquella zona hubo en 1957 un campo de reeducación”, cuenta el escritor chino a este periodista en la sede de la editorial Galaxia Gutenberg en Barcelona.

La novela transcurre precisamente entre los años 1957 a 1961, más o menos los años en que se acometieron una serie de medidas económicas en China con el objetivo de transformar la economía del país, a ese proceso se le denomino el Gran Salto Adelante. Esos años son los “más olvidados y tabú de la China maoísta”, recuerda el escritor. Posteriormente hubo un grupo de personas que fueron a esa provincia para investigar lo que había sucedido en esos campos de re-educación. En el campo del que hablamos hubo cerca de 3000 prisioneros, la mayoría de ellos estudiosos e intelectuales, de los cuales más de 1000 murieron por las hambrunas que se sucedieron después del 1961. "Esta historia se quedó un poco dentro de mí y pensé que tendría que escribir sobre ella", apunta.

“Si echáramos la vista atrás en la historia de la revolución desde 1949 parecería un juego de niños. Sólo a unos niños se les ocurrirá hacer cosas tan absurdas como la plantación de trigo en tierras estériles o la fundición de hierro y acero destruyendo campos de labranza”, explica Yan Lianke de forma sosegada al estilo oriental. Al fin y al cabo, lo que está haciendo el escritor es copiar lo que se hace en las guarderías con un juego de premios y castigos pero, en este caso, a personas formadas, con estudios universitarios y lo peor es que entran en el juego. “El niño debía representar a Stalin, Mao, Hitler y también a Jesucristo, ya que es un personaje que juega tanto con la maldad como con la bondad”, subraya.

"Los episodios más terribles de la humanidad son como los cuentos más terroríficos de los niños", continua su explicación, justificando la elección de un niño como protagonista, "es una especie de metáfora". El autor de “Los cuatro libros” ha rechazado la idea de tener con esta novela una vocación de historiador o sociólogo, sino la de ser un escritor que presenta una "buena obra de literatura, siendo mucho más importante la estructura del libro que su historia”, detalla.

El autor de la provincia de Henan muestra este periodo de la historia china con mucha creatividad y con una elaborada prosa poética, en algunos momentos utiliza un lenguaje de claro tono bíblico, ya que está muy influido por la Biblia, así como por la tradición confuciana y la mitología griega, con la que juega formando palabras nuevas. La jerga maoísta también está presente en su prosa, al igual que muchas referencias a la literatura “oriental y occidental”.

En opinión de Yan Lianke “lo importante no es la historia en sí, sino la búsqueda de cómo contar la historia, teniendo gran importancia el modo en que ésta está escrita”, afirma y añade “un escritor no debe preocuparse por si es polémico o no, sino por expresarse literariamente”. Haciendo referencia a sus problemas de publicación en su país, aunque cree que esto debe quedar relegado a un segundo plano, ya que para él lo más importante es que sea un buen libro, haya sido censurado o no.

La novela está compuesta por cuatro libros entrelazados, de ahí su título, que nos remite a los cuatro libros canónicos confucianos, relevantes en la tradición china, con una vocación de referencia desde una visión tradicional y contemporánea al mismo tiempo. “Mi texto nació en China, pero tiene una relación estrecha con la Biblia y con los mitos griegos”, algo que conoce muy bien.

Aun siendo una novela de un escritor oriental que habla sobre un tema oriental, tiene muchos aspectos que tienen que ver con la tradición occidental. “He leído a muchos autores occidentales, sobre todo, del siglo XIX. Del siglo XX se han traducido en China bastante menos aunque conozco bien la literatura latinoamericana”, refiere conciso.

Para terminar hablamos sobre la concesión del premio Nobel al cantante Bob Dylan, “no le conozco muy bien, pero creo que el jurado ha querido llevar a cabo una ruptura, que ya inicio con Svetlana Alexiévich, y ampliar la mirada sobre lo que es la literatura”, opina. También señala que en las redes sociales chinas circulan muchas bromas que proponen que el próximo año se premio a algún calígrafo chino porque también escriben poesía. En nuestro país ha ocurrido algo parecido.

Yan Lianke se ha mostrado durante toda la entrevista como una persona muy cercana pese al inconveniente de no saber ni una palabra de castellano o de inglés. Desprende más paz en persona que en su literatura que es más desasosegante y rompedora.

Puedes comprar el libro en:

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (4)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti Compartir en Yahoo


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Todoliteratura

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.