www.todoliteratura.es

dragones

Las princesas ya no necesitan un príncipe que las salve. Y mucho menos cuando descubren que, gracias a un huevo de dragón, tienen poderes mágicos. Las princesas pueden ser de muchas maneras. Las hay deportistas, cursis, gruñonas, alegres, osadas... Y las que se juntan y, como estas, se convierten en un dragón.

  • 1