• Diario Digital | Martes, 12 de Diciembre de 2017
  • Actualizado 23:57

CUADERNOS DEL LABERINTO, MADRID, 2017.

VV.AA. Aforistas españoles contemporáneos. Antólogo, Mario Pérez Antolín

Si el aforista escribe: “La autobiografía convierte al otro en protagonista” podríamos considerar que estamos ante la escritura de un autor en algún modo desafiante o provocativa (en cuanto que la ‘contradictio in terminis’ que encierra exigirá del lector la demora necesaria en el entendimiento, la ironía precisa a fin de deslindar los significados interiores, la capacidad crítica que le otorgue una aproximación sutil a aquello que, tal como está expresado, lleva a una cierta zozobra al principio para dejarle luego una clara sensación de verdad una vez haya digerido el auténtico valor de lo expresado, esto es, un viaje al sentido del humor puesto al servicio no solo de la verdad literaria, sino al grado ontológico del aludido”.

 

VV.AA. Aforistas españoles contemporáneos. Antólogo, Mario Pérez Antolín

Pues bien he aquí que alguna de las consideraciones a vuelapluma que se han expuesto en este comentario podría decirse que, en esencia, podrían servir para una aproximación a la definición de aforismo, que por ahí empezaría el ser y la realidad de este libro. En tal sentido, el antólogo –siempre parcial, siempre subjetivo, tal como no podría ser menos- al ofrecernos un texto colectivo ayuda en la didáctica del género (al parecer muy de moda últimamente dentro del panorama literario español) y contribuye, por extensión, a acercarnos a una voces –unas nuevas, otras acuñadas con el tiempo- que, cultivando este arte Aforistasdifícil y sugerente, enriquecen el panorama literario, expresivo, toda vez que, ya queda dicho, Aforismo encierra por definición algunos de los matices expresos dentro del canon  literario más esperable: reflexión, ironía, trascendencia, acercamiento filosófico,  percepción crítica de la realidad. Y junto a ello ese sesgo de poeticidad que todo observador sensible –hacia adentro, hacia afuera- ha de dejar necesariamente  como huella en cuanto escribe. En tal sentido podríamos citar algún ejemplo representativo: “Mirar es una antología”, “Profundas humedades del alba. Ellas todo lo destruyen, todo lo pueden. Sólo la luz sale indemne de esa humedad corrosiva. La luz, que no tiene forma, ni materia. La luz que es la unidad inaprensible”.

La aportación de este libre resulta, pues, como resultado para el lector, instructiva y necesaria, clarificadora y dúctil, precisa, razonada, inteligente, sutil y gravemente honda para que aquel que lee no siga su camino a solas, sino con la compañía aérea de buena parte de lo necesario: el sueño, la sonrisa, la introspección que matiza y enseña.

En el camino de la soledad, sin duda, un precioso regalo.

Puedes comprar el libro en: